jueves, 28 de junio de 2012

Broken toy


La puerta de un hospital. un hospital infantil. Dos hombres fornidos. Padre e hijo, quizás. Lloran desconsolados, abrazados, aturdidos. El más mayor sujeta con fuerza una caja. Una caja de regalo con un lazo amarillo. Es un juguete. Un juguete sin dueño; un regalo sin hacer. Sería para un niño. Para el niño por el que lloran. Un juguete que no dibujará sonrisas, porque el niño ya no puede sonreír. Los dos hombres abrazan la caja, la miran. y recuerdan la ilusión con la que la compraron, la misma que ya no tendrán nunca más. 
El juguete se queda tirado en la acera. Los hombres bajan por la avenida, deshacen el camino. Solos. Tan solos...

2 comentarios:

  1. Se me ha puesto la carne de gallina. Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es una escena que no puedo olvidar. Gracias

      Eliminar

Quería decirte que...